Delio Vera Navarro: Nunca fue tan difícil ser juez

Debes leer

Ríos Ávalos pidió ser restituido como ministro de la Corte Suprema

Los representantes legales del doctor Bonifacio Ríos Ávalos, quien demandó al Estado Paraguayo, solicitó hoy por medio de sus presentantes su reposición en la Corte Suprema de Justicia que será cumplida en la primera vacancia.

Trabajan en un sistema para asistir con rapidez en caso de violencia de género

La Corte Suprema de Justicia, el Ministerio del Interior, el Ministerio Público y la Defensa Pública, conforman un equipo interinstitucional que trabajar en un plan piloto de reacción inmediata ante hechos de violencia contra las mujeres,

La Corte Suprema confirmó en sus cargos a 33 defensores públicos

Las confirmaciones fueron resueltas hoy, en sesión plenaria. El juramento se realizará el próximo lunes.

Habilitan servicio online para adquirir materiales de uso notarial

El Tribunal de Apelación Civil y Comercial, Cuarta Sala de la Capital, implementó el sistema de generación de materiales para el uso notarial que permitirá la adquisición de los documentos a través del sitio web institucional.

El Presidente de la Asociación de Jueces del Paraguay resaltó la tarea de los magistrados durante la pandemia.

El doctor Delio Vera Navarro, en una entrevista concedida a Judiciales.net, realizó un balance del año 2020.

– ¿Qué deja este año 2020?

Existe un pensamiento que indica: «En las épocas de crisis, demuestra la historia, que hacen elevar lo mejor o lo peor de las personas». Esta clásica afirmación puede ser aplicada también a nuestros tiempos y a nuestro querido Poder Judicial en este año muy particular como lo fue el 2020, nunca fue tan difícil ser juez y lo será aún más. No obstante, se debe reconocer el intenso trabajo que desplegó durante la crisis la Corte Suprema y en especial su presidente, quien fuera vicepresidente de nuestra querida AJP, el doctor Alberto Martínez Simón. En este año se logró avanzar en temas aguardados por décadas como ser priorizar lo jurisdiccional sobre lo administrativo, la seguridad y un reconocimiento del rol de la mujer en el Derecho y la administración de justicia, que, si bien goza de igualdad legal, aún no de la igualdad real.

– Hablando de lo particular que fue este año 2020, ¿cómo fue la tarea del Poder Judicial teniendo en cuenta la pandemia?

Si, dentro de la política de austeridad en etapa de pandemia es importante destacar que el Poder Judicial no solo no ha recibido un solo recurso adicional, sino que ha hecho recortes drásticos, dirigidos primero a sostener las remuneraciones de los jueces y juezas y en segundo lugar a emprender un programa de modernización con el expediente judicial electrónico como bandera, implementando en un año lo que se pensaba hacer en cinco. Quienes llevamos décadas observando oportunidades perdidas por una administración anticuada y los excesos de la cultura del poder nos enfrentamos a sentimientos encontrados, por un lado, la amarga crisis que vivimos y la pérdida de seres queridos, por otro, observar lo que ha sido un trabajo magnífico del Poder Judicial y de la Corte Suprema para enfrentar la crisis.

– ¿Cúales son los temas pendientes que quedaron este año?

Indudablemente quedaron temas pendientes, pero quiero rescatar que muchos de nosotros, inspirados por esta nueva Corte hemos encontrado impulso para redoblar esfuerzos por una justicia mejor. Aún falta mucho, por un lado, infraestructura, interinazgos no compensados, remuneraciones acordes a la responsabilidad, estabilidad en la carrera y al jubilar, pero también, aunque duela aún se debe dar una mayor cercanía a la ciudadanía, más cultura del servicio y combatir con hechos concretos la endémica corrupción que sería de necios, negar.

– Cómo Presidente de la Asociación de Jueces del Paraguay tuvieron un año muy difícil por lo acontecido con una Jueza de Hernandarias-

Agradezco esta oportunidad que me dan para reiterar nuestro pedido de justicia a las autoridades vinculadas a la investigación de la tragedia sufrida por la muerte de nuestra colega Diana Mereles cuyo lamentable hecho enlutó al Poder Judicial. Quiero reiterar a la Corte Suprema de Justicia el pedido de que mejoren las medidas de seguridad de los magistrados, también la necesidad y la importancia de garantizar el derecho a la vida, la integridad y la seguridad de las juezas y los jueces de toda la república, como así también de los operadores de justicia en general.

– Siempre surgen cuestionamientos al Poder Judicial como ser: la mora, la injerencia política, la corrupción entre otros temas. ¿Qué dice al respecto?

En ocasiones el día a día nos hace perder el horizonte de la enorme tarea sobre nuestros hombros y que estamos conscientes de ello.  Los jueces y juezas no tenemos derecho a errar. Cada vez que desviamos el sentido de lo correcto, erramos. Si nuestra conciencia no se refleja en nuestras sentencias, erramos. No es fácil, menos con nuestro diseño constitucional que poca o ninguna protección da al Magistrado. Nos atrevemos a reclamar mayor presencia de la Corte en la defensa de los buenos Jueces y que eso se note ante la ciudadanía. Desde nuestro rol gremial somos los primeros en defender y apoyar las cosas que se están haciendo bien, y puntualizar las que no, sin que eso signifique renunciar a las legítimas reivindicaciones de los colegas para mejorar el sistema judicial. Desviarse del camino es un trayecto corto y sin retorno, nuestra asociación estará en frente de la defensa de los buenos magistrados aún a costos personales, pero no hará defensas corporativas propias de otras épocas.

– Finalmente que mensaje deja para la ciudadanía observando el 2021.

Nos espera un 2021 lleno de incertidumbre y esperemos que nos encuentre en la vereda correcta, todos sabemos cuál es. Nuevos desafíos acechan al Poder Judicial la mediatización, las campañas de prensa, el creciente desprecio por la verdad, ponen a los jueces en situaciones cada vez más difíciles, frente a ellas solo la buena reputación del juez, la cercanía al ciudadano común y la presencia intelectual servirán de escudos contra la mentira y el oportunismo. Como presidente de la Asociación de Jueces del Paraguay, seguiré apostando a la capacitación, el conocimiento y la calidad. El trabajo académico de la asociación es motivo de elogio y debe hacernos sentir orgullosos. La lucha por la independencia con nuestro incansable lobby para conseguir la tan ansiada reforma de la Ley del jurado continua día a día. A veces de forma silenciosa, pero presente. Por fin, si bien el momento económico del país no es el ideal seguimos proponiendo fórmulas para solucionar el latente problema de las jubilaciones en que si bien hemos obtenido un decreto reconociendo la vigencia  del sistema jubilatorio del decreto de 1954 y una vuelta atrás del intento por reducir el retiro de los jueces,  no debemos bajar la guardia.

Más artículos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Anuncios -